En la provincia de Mendoza, Argentina, la ministra de Salud, Desarrollo Social y Deportes, Ana María Nadal, junto al subsecretario de Desarrollo Social, Alejandro Verón, se reunieron con el director de la Fundación Remar Mendoza, Ariel Lazare, para hacer un balance del trabajo realizado hasta el momento y renovar el convenio entre las partes con respecto al trabajo con personas en situación de calle.

 

El balance ha sido positivo, y se ha llegado a un acuerdo para firmar nuevo convenio y renovar el compromiso de seguir trabajando en favor las personas sin hogar.

 

Con el nuevo convenio, la Dirección de Contingencia Social que trabaja junto con la fundación, abordará casos de personas que recién ingresan a situación de calle, haciendo hincapié en jóvenes. La reinserción laborar es el objetivo principal.

 

El gobierno de la Provincia se comprometió a realizar un desembolso económico para solventar el uso de dos viviendas que utiliza la fundación REMAR. Estos inmuebles se destinaron para mujeres con hijos, y otro para varones o para personas que por determinadas circunstancias se encontraban sin la posibilidad de tener un lugar donde vivir provisoriamente. Además, el Estado entrega un monto por plaza que cubre la comida diaria.

<

Al respecto, Nadal indicó: “Vinimos a la sede que REMAR tiene en Las Heras para renovar el compromiso, es decir, continuar trabajando con las personas que en encuentran en situación de calle y realizar un abordaje integral desde el punto de vista social como también sanitario, como puede ser la salud mental”.

 

El subsecretario Verón remarcó la importancia de contar con este nuevo convenio. “Desde el 2016 nos planteamos varios objetivos con la OSC. Uno de los que más nos interesó es la inserción laboral, por eso estamos muy contentos con las acciones que están realizando y esperamos seguir en esta línea de trabajo”, sostuvo el funcionario.

 

En tanto, Ariel Lazare afirmó: “REMAR cuenta con un importante terreno en Las Heras de 2.500 metros cuadrados donde hoy viven 84 personas, de las cuales 60 están gracias al convenio que tenemos con el Gobierno. La OSC tiene hogares para mujeres y niños y varones con diferentes tipos de problemáticas de marginalidad en los que pueden permanecer las 24 horas, con desayuno, almuerzo, merienda y cena”.

“Nosotros captamos a la persona que llega desde Contingencia Social o en situación de calle por algún tipo de adicción. La tomamos, vemos su problemática puntual y realizamos un abordaje completo para tratar de reinsertarla en la sociedad. Además, tenemos una bolsa de trabajo para que puedan reinsertarse laboralmente y estamos levantando un salón de usos múltiples en Las Heras y con gente en situación de calle que está trabajando allí”, agregó Lazare.

 

REMAR es una institución que aborda a personas con problemas de adicciones y también con gente en situación de vulnerabilidad social. Trabaja en Mendoza hace más de 25 años y cuenta con tres granjas con más de 100 personas en el área. Además, posee un taller de carpintería, fincas con criadero de cerdos, apicultura, y plantaciones de melocotones y olivos, entre otras cosas.

 

El deseo del gobierno de la Provincia de Mendoza y la organización de la sociedad civil continuarán trabajando en colaboración con Remar en favor de las personas en situación de calle. El objetivo es brindar asistencia con techo y comida, pero también ofrecer cursos de capacitación en oficios, porque la atención debe ser integral y formadora, para que las personas puedan mejorar su calidad de vida. El abordaje integral produce cambios en el pensamiento, en la forma de ver la vida.

 

Es Dios quien cambia las vidas y los corazones, transforma nuestra mente y pensamientos, en El Señor somos nuevas criaturas, las cosas viejas pasaron, todas son hechas nuevas.