La ONG REMAR en Mali trabaja desde el año 2006 con un ministerio de amor, compasión y misericordia para tantas personas que necesitan ayuda y atención, mostrando el amor de Dios y llevando esperanza a tantas vidas de hombres, mujeres y niños.

Situación de Malí.

Malí es uno de los países más pobres del mundo, con una economía fundamentalmente agropecuaria e informal, y el país cuenta con una de las tasas de mortalidad infantil más altas del mundo, ​ con 106 muertes por cada 1000 nacimientos.

Remar Malí.

La ONG Remar en Malí cuenta con casas hogar para la ayuda y rehabilitación de personas con problemas de adicciones a drogas o alcohol, y también para la atención a niños y mujeres.

También se está desarrollando favorablemente este proyecto de granja en la población kaban. Ver la evolución y los frutos del trabajo nos llena de alegría y entusiasmo. En la granja hay gallinero para gallinas ponedoras, cría de pavos, ganadería de gansos y patos, cría de cerdos y un molino.

Gracias a esta granja no falta el alimento para los internos de las casas hogar de Remar, además sirve como terapia y formación. Gracias a estos proyectos, hay un progreso y desarrollo en estas poblaciones.

 

En este país extremadamente pobre, sin carreteras, sin luz en todos los alrededores de la ciudad, con cientos de niños en las calles, allí, hay un pequeño ejército de valientes sembrando amor, luz, esperanza, la verdad de Jesús, y el corazón de Nuestro Maestro

 

Remar Malí, ONG para el desarrollo ayudando a los más vulnerables con esfuerzo.

«No os engañéis; Dios no puede ser burlado: pues todo lo que el hombre sembrare, eso también segará.” –
<7center>

Gálatas 6:7