Remar Angola recibe contenedor de ayuda humanitaria.

Algo que caracteriza a Remar es el hecho de que unos países ayudan a otros cuando hay necesidad, trabajando en unidad.

Desde Remar Angola dan las gracias al trabajo realizado por voluntarios y colaboradores, en Portugal. Gracias al esfuerzo de todos ellos, se ha podido enviar nuevamente un contenedor de ayuda humanitaria.

Remar Portugal, por volumen de personas atendidas, beneficiarios directos e indirectos, casas de acogida y nivel de voluntariado es la delegación más importante de Remar en el exterior. Desde su inicio, el incremento continuo de su labor ha convertido a Portugal en uno de los motores de Remar a nivel mundial, con cientos de miles de usuarios y con una elevada aportación en ayuda humanitaria a través del envío de contenedores.

Gracias al trabajo de los voluntarios de Remar Portugal y a las donaciones de empresas y particulares, se pueden llenar contenedores para enviar ayuda a países de África, para que la obra social de Remar puede extenderse, y así seguir ayudando a muchos. Se envían materiales de construcción y de primera necesidad, ropa, muebles e incluso vehículos.

Desde 1996 REMAR Angola empezó su actividad en la ciudad de Luanda (Capital) en tiempo de guerra. La obra de REMAR se extendió posteriormente a dos provincias más: Benguela y Kwanza-sul. En la actualidad, Remar en Luanda acoge a 150 niños y jóvenes, que han llegado a Remar en situación de vulnerabilidad.

“¡Mirad cuán bueno y cuán delicioso es habitar los hermanos juntos en armonía!” – Salmo 133:1