Remar Bolivia en la prensa.

Remar Bolivia en la prensa.

El pasado 22 de febrero el diario PÁGINA SIETE que se edita en la Ciudad de La Paz de la República de Bolivia hizo un breve reportaje sobre la ONGD REMAR INTERNACIONAL que este año cumple su 16º aniversario en Bolivia.

Por la importancia del texto y la repercusión que ha tenido en otros importantes medios de comunicación del país andino como Televisiones y Radios se lo ofrecemos en esta nota de prensa.

Remar hace un balance de 16 años de trabajo en Bolivia.

Hay más drogadicción en oriente y más alcoholismo en occidente.

Ayuda La ONG de la iglesia Cuerpo de Cristo tiene 20 casas-hogar en el país.

En 16 años de trabajo de rehabilitación de personas con algún tipo de adicción en Bolivia, la ONG Remar identificó que el problema del alcoholismo afecta más a personas del occidente, mientras que la drogadicción a las del oriente.

“El alcoholismo se ve más en la zona del occidente, como La Paz, Oruro y Cochabamba, mientras que en el oriente: Santa Cruz, Beni y Pando, hemos visto que el mayor problema es la droga”, afirmó el pastor Jon Ugalde, presidente de Remar (Rehabilitación y Reinserción de Marginados), una organización no gubernamental perteneciente a la iglesia Cuerpo de Cristo.

El proyecto

Desde 1997 esta institución trabaja en Bolivia. Ayuda a personas con problemas de droga, alcoholismo y a víctimas de violencia doméstica o abuso sexual.

En ese tiempo -afirma el pastor Ugalde- se ha restituido a 15.000 personas en sus 20 casas-hogar, instaladas en los departamentos de La Paz, Santa Cruz, Cochabamba, Oruro y Beni. El 80% (unas 12.000) personas, dependía de la droga o el alcohol.

Otro problema que Remar atendió con frecuencia fue el abuso sexual a niños y jóvenes. Estas víctimas son atendidas en las casas-hogar de Santa Cruz y Cochabamba, equipadas especialmente para este fin, y a cargo de personal especializado.

Ugalde informó que actualmente, alrededor de 60 niños se recuperan en las instalaciones ubicadas en la capital cruceña.

Además de la ayuda para la recuperación de adicciones o traumas, Remar trabaja en reincorporar a los afectados a la sociedad, luego de capacitarlos psicológicamente, a través de terapias y laboralmente, en diversos talleres ocupacionales de carpintería, cultivo de alimentos, elaboración de chocolates y de productos de limpieza, entre otros.

Si se trata de un problema de drogas o alcohol, la persona es internada, desintoxicada y atendida por profesionales. “En la casa hogar de Viacha, llamada Campos de Ingavi, tenemos a 40 varones que se rehabilitan del alcohol”, dice Ugalde.

De acuerdo con el pastor Jon Ugalde, presidente de Remar, las actividades que desarrollan las personas acogidas en sus 20 centros, en el marco de su terapia ocupacional, permiten a la organización financiar el 80% de sus gastos.

Las necesidades de la organización son, fundamentalmente, garantizar la atención médica, psicológica y la manutención de las personas que se rehabilitan.

El 20% restante de los recursos que invierte en su trabajo proviene de donativos que la organización percibe de instituciones y personas particulares.

En la actualidad, Remar tiene 20 inmuebles en el país, los cuales funcionan como casas-hogar, de acogida, matrimoniales, para niños, centros de rehabilitación, comedores benéficos, consultorios médicos y otros.

“Trabajamos codo a codo para conseguir objetivos comunes. Una de nuestras señas de identidad es que nuestras acciones, actividades y programas se llevan a cabo junto a los beneficiarios”, dice una nota de prensa en el portal de internet de Remar.

Pagina Siete, 22/02/2013

Hasta aquí la información a la que solo cabe añadir que son miles las personas atendidas durante estos 16 años y miles las que han encontrado nuevas esperanzas y una nueva vida. Queremos agradecer a los voluntarios misioneros de REMAR que han decidido dedicar sus vidas al auxilio de los más necesitados y a todas las empresas y particulares que tanto dentro como fuera de España, han asumido un compromiso firme de luchar contra la marginación y con sus aportes materiales y/o económicos, hacen posible esta obra de amor en Bolivia, en España y en los 70 países en los que REMAR sigue sirviendo.

REMAR 30 AÑOS de Amor al Prójimo… y solo es el principio.