El 12 de junio es el Día Mundial contra el Trabajo Infantil.

Desde la ONG Remar queremos recordar este día y ser conscientes de esta gran injusticia, y de la triste realidad en la que viven millones de niños.

UNICEF calcula que unos 150 millones de niños de entre 5 y 14 años, o casi 1 de cada 6 niños en este grupo de edad, son víctimas del trabajo infantil.

 

Millones de niños de todo el mundo se dedican a algún tipo de trabajo para sostener a sus familias. En muchas ocasiones realizan trabajos peligrosos, y otros donde son explotados, por lo general a expensas de su salud y su educación y, sobre todo, de su bienestar general y desarrollo. Niños que trabajan sin ningún tipo de control realizando labores domésticas, o casos que se han denunciado como los menores que han perdido su vida extrayendo el coltán en las minas de la República Democrática del Congo, para que en el primer mundo se pueda mantener un elevado nivel de vida.

Vivimos en un mundo injusto, gobernado por el corazón egoísta del ser humano, donde la riqueza no se reparte con justicia, donde algunos tienen mucho y otros demasiado poco.

Desde la ONG Remar queremos denunciar esta realidad, y sumarnos al esfuerzo aportando nuestro granito de arena. Aunque esta situación es difícil de erradicar, y requiere de la implicación de gobiernos y organizaciones mundiales, cada uno de nosotros podemos aprovechar este día para concienciar a los demás, y sumarnos a alguna iniciativa en favor de la infancia.

Remar tiene hogares para acoger y apoyar a niños y niñas en situación vulnerable en más de 70 países alrededor del mundo. Hogares donde se cubren las necesidades básicas de niños y niñas, y se les brindan oportunidades para un futuro mejor.

También creemos en el derecho a la educación y a la formación, y que el tiempo de la infancia y adolescencia son para jugar, aprender, formarse en valores y desarrollar capacidades, por eso Remar cuenta con colegios cristianos y talleres de formación en oficios para niños y jóvenes.

Puedes colaborar informándote, conociéndonos, y apadrinando proyectos y niños de los hogares de Remar. Todo suma.

“Oh hombre, él te ha declarado lo que es bueno,

y qué pide Jehová de ti: solamente hacer justicia,

y amar misericordia, y humillarte ante tu Dios” – Micah.6:8